La mirada desde Minsk- Por Aleg Pershanka

Paradoja bielorrusa: a más policías, más delitos

Bielorrusia es el país de Europa con más policías per cápita. El extranjero lo notará nada más llegar a la estación de tren de Minsk o al visitar el centro de cualquier ciudad bielorrusa. Al mismo tiempo, las tasas de  crimen suben constantemente. Según la declaración de ayer del presidente del Tribunal Supremo, Valentin Sukalo, se cometieron 188.000 faltas administrativas entre enero y agosto de 2008 ¡La cifra supera en un 43% al mismo periodo del año pasado! En cuanto a asesinatos por cabeza, Bielorrusia ocupa el segundo lugar en Europa, después de Rusia.

Hay que recordar que la supuesta tranquilidad y estabilidad figuran entre los conceptos que los medios públicos presentan como ventajas del actual sistema político ¿Por qué ocurre esta paradoja? ¿Por qué, por ejemplo la vecina Polonia, tiene varias veces menos policías por cabeza pero menor crimen?

Rápidamente vienen algunas razones a la cabeza. En primer lugar, el nivel de vida es bastante bajo por aquí. Con precios algo menores que en los países de la Unión, el salario medio mensual es de 200 euros.

En segundo lugar, hay muchos problemas sociales que no reciben la atención adecuada de las autoridades. Al mismo tiempo, el trabajo de las ONGs es tremendamente complicado, y, a menudo, es irrealizable registrar una nueva. Y según el código penal bielorruso, pertenecer a una ONG no registrada acarrea una pena de dos años de cárcel. Como resultado, un sistema muy autoritario impide que surjan soluciones a los problemas sociales.

Por otra parte, parece que la policía y las fuerzas especiales ponen mucho más celo en la lucha contra los activistas democráticos, las iniciativas de la sociedad civil y los opositores políticos que contra el crimen organizado. Cuando estalló una bomba en el día oficial de la independencia, el 3 de julio, e hirió a 50 personas en un concierto, varias estructuras policiales y numerosos agentes habían sido incapaces de prevenir un acto terrorista. Más aún, a pesar de los numerosos, y a veces estúpidos, intentos de encontrar al terrorista, aún no le han encontrado. Por otra parte, el mismo día del atentado fue llevada a cabo con éxito un “operación especial” para rastrear a una chica, una activista democrática, y detenerla para confiscarle las bandera de la Unión Europea que llevaba en la mochila.

El nivel de confianza en la policía siempre ha sido bajo. Pero después de dos escándalos ocurridos en marzo, ha caído del todo. El primero ocurrió cuando la policía de carretera trató de detener a un conductor en la autopista (luego se descubrió que iba borracho). Como no obedeciera, se ordenó a una pareja de agentes que detuvieran cuatro coches en ambos sentidos de la vía sin dejar bajarse a los pasajeros ni darles explicaciones. Al minuto, el temerario conductor se estrelló a toda velocidad contra los vehículos detenidos que hacían de barrera. Como resultado, algunos de los pasajeros fueron heridos y un niño sobrevivió de milagro. La policía de carreteras y el ministerio del Interior cubrieron a sus empleados y si la noticia no hubiera saltado a algunos periódicos independientes, la decisión del tribunal les hubiera resultado favorable.

El segundo caso tuvo lugar en Minsk. Un policía violó a una chica en su coche patrulla. El  tribunal lo condenó hace poco a seis años de cárcel. Lo llamativo es que el policía estaba seguro de que no sería castigado. De hecho, el ministerio del Interior suele defender a sus miembros.

La comunidad internacional sospecha que el propio ministro del Interior actual, Vladimir Naumov, organiza los secuestros violentos de políticos. Tampoco le hace ascos a participar en la disolución de las manifestaciones pacíficas en el centro de Minsk. Da qué pensar.

Imagen: El ministro del Interior bielorruso, Vladimir Naumov (Charter97)

Anuncios

Una respuesta

  1. ¿Paradoja o redundancia? Creo que queda claro en la propia nota, ¿no?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: